¿Cómo afecta el frío al coche?

Seguro que si te hacemos esta pregunta, aun sin conocimiento técnico tu respuesta es que mal, que el frío es un mal compañero para el correcto y óptimo mantenimiento de tu coche. Tanto neumáticos como batería y fluidos de tu coche sufren en invierno, sobre todo si aparcas en la calle. Pero, ¿cómo afecta el frío al coche? Te lo contamos con detalle a continuación.

cómo afecta el frío al coche

Alguna de las piezas más afectadas por la bajada de las temperaturas son los, neumáticos y todas las piezas de goma de nuestro vehículo, como sellos, burletes y molduras, pero también las correas y los manguitos del motor o las de los limpiaparabrisas. Éstas últimas pierden elasticidad por debajo de 10ºC, así que imagínate cuando se acerca el termómetro a 0ºC. A parte de las escobillas, el depósito del limpiaparabrisas puede congelarse cuando la temperatura exterior está entre 0ºC y -5ºC, en función de si es sólo agua o si hay líquido específico.

Además de la goma de nuestras ruedas, el frío también toca de lleno a su presión, que desciende cuando baja la temperatura exterior: unos 0,07 bares por cada 5ºC que baja la temperatura exterior.

¿Cómo afecta el frío al aceite y la gasolina?

Los líquidos fundamentales del vehículo, como aceite y gasolina son más resistente a las bajas temperaturas. El aceite tipo 20W-xx se vuelve más viscoso a partir de -10ºC/-15ºC, mientras que el resto de aceites mantienen sus propiedades intactas hasta temperaturas de -40ºC. A su vez, la gasolina no empieza a cambiar sus propiedades hasta temperaturas de -90ºC, por lo que, a priori, podemos estar tranquilos por nuestro depósito de combustible.

¿Cómo se ve afectada la batería?

El elemento que más sufrimos y notamos en las mañanas heladas del invierno, sin duda es la batería. Todos tenemos en el recuerdo aquella mañana de enero o febrero que llegábamos tarde al trabajo o a una reunión y el coche dijo que no arrancaba… ¡qué mala pata! Esto se produce porque la batería cede capacidad de suministrar corriente cuando nos encontramos en torno de 0ºC. Es más, con -10ºC pierde la mitad de su potencia y hace que se pierda capacidad de arranque.

Como has podido leer, el coche durante el invierno sufre mucho las inclemencias del tiempo. Así, es fundamental que goce de una buena salud para que pueda superar sin mayores problemas las bajas temperaturas. En Dupesan te recomendamos que sigas un cuidado regular de tu coche, que pases la revisión con frecuencia y que cambies el aceite dentro de su vida útil. Ante cualquier síntoma, trae tu coche a Dupesan y mantenlo como el primer día.

Comments for this post are closed.